martes, 15 de marzo de 2022


 

La ciudad fronteriza de Nuevo Laredo, en el nororiental estado mexicano de Tamaulipas, registró en la madrugada de este lunes fuertes enfrentamientos a balazos entre un cártel y el Ejército mexicano, lo que llevó a cerrar puentes internacionales con Estados Unidos durante varias horas tras la detención de un capo.

Según informaron fuentes oficiales, a lo largo de la noche del domingo y madrugada del lunes hubo unos treinta enfrentamientos entre miembros de la Tropa del Infierno, el brazo armado del Cártel del Noreste (CDN), contra efectivos del Ejército, además de bloqueos de avenidas con decenas de vehículos incendiados tras la detención de un líder de este poderoso cártel.

"Se reportaron disparos en contra de instalaciones militares y de las oficinas del Consulado de Estados Unidos en Nuevo Laredo, además de enfrentamientos y persecuciones en varios puntos de la ciudad", precisó el parte oficial de la Secretaría de Seguridad Pública de Tamaulipas.

Los enfrentamientos comenzaron pasada la medianoche, con bloqueos en las principales avenidas de Nuevo Laredo "con la colocación de vehículos pesados, y al menos dos tractocamiones fueron incendiados", añadió el reporte oficial al cual Efe tuvo acceso.

Una fuente del Grupo de Operaciones Especiales (Gopes) que habló con Efe informó que "estos hechos están relacionados con la detención de un alto líder de la organización delictiva que opera en Nuevo Laredo, por parte de fuerzas federales". 

 

DIARIO LIBRE