jueves, 26 de diciembre de 2019

Como cada año, Yogen Früz, con la colaboración con los consumidores de esta marca, donaron recursos económicos a la Asociación de Mujeres Solidarias, para contribuir con los programas de prevención y detección del cáncer de mamá que ejecutiva esa entidad benéfica en favor de damas de escasos recursos.
La entrega fue realizada en un breve acto en las instalaciones centrales de Helados Bon, en la Zona Industrial de Herrera, por sus ejecutivos Luis Fernando Enciso, gerente general; Carolina Pantaleón, directora de mercadeo y Laura Pérez, coordinadora de la categoría de autocuidado.
Al recibir el aporte, Yderma Arias y Marjorie Rijo, representantes de la Asociación de Mujeres Solidarias, agradecieron esta iniciativa que tiene ya replicándose varios años, y explicaron que gracias a estos fondos serán efectuados 120 estudios de mamografías a igual número de féminas carentes de posibilidades económicas.
Por su parte, la coordinadora de la categoría de autocuidado de Helados Bon, Laura Pérez, explicó que Yogen Fruz creó, el sabor de temporada especial PITAHAYA, ofertada a los consumidores durante todo el mes de la lucha contra el cáncer de mama.
La ejecutiva manifestó que, a través de las redes sociales, Yogen Früz incentivó a sus seguidores con imágenes y frases motivacionales a sumarse a la detención de esta terrible enfermedad y motivar el consumo de este sabor que apoya a la asociación.
Pérez precisó que la marca Yogen Früz tiene el compromiso de contribuir con causas especiales, a través de su saludable producto informando, y creando conciencia a sus consumidores sobre los beneficios y propiedades que aporta.
Sobre esta propuesta, PITAHAYA, dijo que esta es una fruta de temporada especial que tiene una fuente importante de vitaminas C, magnesio, alto en fibra y también contiene antioxidantes necesarios para mejorar la función del sistema inmune, fortalece las paredes celulares, evitando la formación de células cancerígenas, además de enfermedades inflamatorias.
Helados Bon, empresa dedicada a la fabricación de helados por tradición, introduce a nuestro país este innovador concepto en 1994, con la primera tienda en Plaza Paseo de la Churchill. Llena la necesidad real que existía en el mercado, se expandió en toda la isla, contando hoy con más de 159 tiendas a nivel nacional, para de esta forma satisfacer a sus más exigentes consumidores.
Yogen Früz ha crecido hasta convertirse en un líder mundial en la categoría de yogurt helado, con más de 1,300 ubicaciones que operan en 42 países de todo el mundo.