sábado, 18 de julio de 2020

La contracción económica que sufre el país, a causa del coronavirus, continúa reflejándose en las recaudaciones de la Dirección General de Impuestos Internos (DGII), cuyos ingresos se redujeron un 18.3 % en el primer semestre del 2020, afectados fundamentalmente por las caídas sufridas entre abril y junio.
Las tres principales fuentes de ingresos para la DGII: el impuesto sobre transferencia de bienes industrializados y servicios (ITBIS), el impuesto sobre la renta (ISR) a personas físicas y el ISR de empresas y gravámenes sobre activos cayeron entre un 0.7 % y un 37.7 % en los primeros seis meses del año.
En el caso del ITBIS, el principal generador de recursos para Impuestos Internos, cayó un 12.9 % en el primer semestre del año, en comparación con igual fecha de 2019.

CREDITOS A DIARIO LIBRE