sábado, 11 de julio de 2020

Los espacios para atender a los pacientes afectados por covid-19 se han cuadruplicado en los principales centros de salud privados de esta ciudad, ocupando actualmente alrededor de 400 camas. Sin embargo, pese a las ampliación de las áreas destinadas para tratar a los que padecen la enfermedad, el sacrificio que han hecho las clínicas resulta insuficiente.

El doctor Daniel Rivera, presidente del Consejo de la Clínica Unión Médica del Norte y vicepresidente ejecutivo de la Asociación Nacional de Clínicas Privadas (Andeclip), dijo que desde el punto de vista médico los pacientes de 34 a 45 años han aumentado en el país y se han reducido los de 60 años en adelante.
“Más de la mitad de esos pacientes jóvenes y adultos de 35 a 45 años que cree que no le dará el virus”, explicó el doctor Rivera en rueda de prensa con miembros de Andeclip y representantes de las principales clínicas privadas de Santiago.
Dijo que el hecho de que algunas personas jóvenes no cree que le dará el virus es una de las razones por las que los casos se han incrementado.
Rivera informó que el paciente de coronavirus resulta ser delicado y de alto costo pero que, a pesar de ello, los centros de salud privados garantizan la debida atención, ya que es un compromiso profesional y humano.
Destacó la entrega y dedicación de los médicos, las enfermeras y personal administrativo que se arriesga a ser infectado.
 
CREDITOS A HOY DIGITAL