viernes, 23 de agosto de 2019

César “El Abusador” Peralta tiene una acusación formal en Puerto Rico, de fecha 28 de noviembre de 2018, y una de remplazo emitida por el Distrito Sur de Florida, el once de abril de 2019, por liderar una red de transporte de narcóticos a los Estados Unidos procedente de Sudamérica.
Son estas dos órdenes de arresto las que sustentan la solicitud de extradición hecha por los Estados Unidos el 16 de julio pasado, tramitada a través de la Cancillería de la República y que está siendo ejecutada por la Procuraduría General de la República.
Las investigaciones estadounidenses aseguran que César Peralta es el líder de una organización criminal transnacional que operaba desde la República Dominicana, recibiendo cargamentos de múltiples kilogramos de cocaína y heroína desde Colombia y Venezuela.
Una vez recibidos esos cargamentos, las autoridades norteamericanos señalan que eran enviadas a su territorio, a Puerto Rico y a Estados Unidos.
“El imputado César Peralta y sus asociados coordinan operaciones de lavado de dinero a gran escala”, señalan las acusaciones de Estados Unidos. “Y como resultado, las ganancias ilícitas producto de las ventas de estupefacientes regresan a la República Dominicana y a Colombia”.
Esta mañana, a las 10:00, la Suprema Corte de Justicia conocerá la solicitud  de medida de coerción a cuatro personas que Estados Unidos está pidiendo extradición: Baltazar Mena, José Jesús Tapia Pérez, Sergio Gómez Díaz y Jeifry del Rosario Gautier. Hay un quinto que completa al grupo: César Peralta, quien se encuentra prófugo de las autoridades desde el operativo para su captura, comenzado el martes 20 de agosto pasado.
El fin de semana anterior, del 16 al 18 de agosto, César Peralta fue visto compartiendo animadamente en el Latin Music Tour, un evento anual que se realiza en el exclusivo hotel Hard Rock Punta Cana, al este de la capital dominicana.
Las autoridades estadounidenses nombraron a nueve personas como narcotraficantes importantes, incluyéndoles bajo la ley Kingpin, que ataca a las redes financieras de narcotraficantes en cualquier parte del mundo.
Esas personas son, además de Peralta: Ramón Antonio del Rosario Puente, conocido como “Toño Leña”); Kelvin Enrique Fernández Flaquer, conocido como “Cotto”; Yaher Rafael Jaquez Araujo, alias Jaque Mate; Bernardo Antonio Valdez García, conocido como Papi Cris; Natanael Castro Cordero; Jhonan Alexander Martínez Ureña; Boarnerges Sánchez Nolasco, alias Warnel y Carlos Ariel Fernández Concepción.
Las autoridades dominicanas aseguran que César Peralta posee gran “alcance e influencia social y económica”, y que además cuenta con un gran número de testaferros y personas que prestan sus nombres para el lavado del dinero que producen sus actividades delictivas.
Basados en ese gran poder se desplegó todo un operativo de allanamientos e intervenciones que ha dejado diez personas apresados y otras 14 prófugas.
Integrantes de la red de narcotráfico de Cesar "El Abusador".

El lavado
El expediente del caso tiene dos nombres bastante sonoros: los peloteros Octavio Dotel y Luis Castillo. El documento de solicitud de medida de coerción contra Dotel le señala como parte de la estrategia para blanquear el dinero ilícito, a través de la compra de propiedades y con la creación de negocios nocturnos de entretenimiento.
Los dos beisbolistas, que ganaron cerca de 100 millones de dólares en sus carreras en Grandes Ligas, han negado las acusaciones de las autoridades dominicanas y han lamentado que sus nombres se “vean ensuciados” por señalamientos de narcotráfico.
Dotel fue apresado la mañana del martes, en el arranque de los operativos. Su proceso de coerción fue reenviado para el próximo lunes, cuando tendrá que comparecer nueva vez ante el juez José Alejandro Vargas, de atención permanente del Distrito Nacional.
Castillo reside en la ciudad de Miami y desde allí ha conversado con periodistas del Listín para asegurar que cuando sea requerido por las autoridades locales vendrá al país para hacerle frente al proceso judicial.
El sonado caso David
La solicitud de Estados Unidos a las autoridades dominicanas para la “extradición en contra del imputado nombrado César Emilio Peralta”, se produjo a un mes y pocos días de que su nombre saliera a relucir por el caso del pelotero David Ortiz.
La solicitud fue hecha el 16 de julio de 2019 y en la misma se define a César Emilio Peralta como “líder de una organización de crimen organizado transnacional que desde hace varios años se dedica al tráfico de narcóticos ilícitos y al lavado de activos”.
El nombre de “El abusador” comenzó a conocerse en la opinión pública nacional luego del suceso ocurrido el domingo 11 de junio en el Bar Dial, en el que el expelotero de las Grandes Ligas, David Ortiz, fue herido de bala.
El nombre de Peralta surgió desde la misma noche en la que Ortiz fue baleado en Santo Domingo Este. De hecho, un vídeo suyo caminando en las afueras de la Clínica Abel González, donde el "Big Papi" era atendido, circuló con mucha insistencia en redes sociales aquellos días.
Posterior a esto, Peralta negó en redes sociales que tuviera alguna vinculación con el atentado sufrido por el pelotero y dijo que ellos eran como hermanos ya que vivían en el mismo edificio en Santo Domingo.