De Último Minuto

6/recent/ticker-posts

Con Rafa Informa

Dos nuevos asaltos a bancos libaneses por otros dos depositantes armados


 

Otros dos ciudadanos libaneses armados irrumpieron hoy en sendos bancos, ubicados en distintas zonas del sur del Líbano, exigiendo la devolución de sus depósitos, en otro incidente de este tipo desde el inicio de la crisis económica en 2019.

Según la asociación de depositantes que reclaman la devolución de los fondos retenidos por los bancos, los hechos tuvieron lugar a primera hora de esta mañana, cuando un depositante llamado Mohamed Q., miembro del ejército libanés, intentó entrar por la fuerza en un banco de Sidón exigiendo recuperar su dinero.

Un vídeo compartido por esta misma asociación muestra cómo Mohamed Q. disparó a la puerta de la entidad bancaria con su arma, sin conseguir romperla, en un intento fallido de acceder por la fuerza, tras el cual fue detenido por la inteligencia militar, informó la agencia de noticias oficial libanesa NNA.

Mientras tanto, de acuerdo con esta misma fuente, otro depositante llamado Mahmud Abdalá logró entrar en el Banco Franco Libanés en Nabatieh, en el sur del Líbano, exigiendo sólo una parte de su dinero.

Abdalá entró en el banco con una pistola con la intención de retener a los empleados de la oficina hasta que recibiera 50,000 dólares para costear el tratamiento de dos de sus hijos, que son diabéticos, indicó NNA.

Además, un vídeo compartido en Facebook por la página Beirut City muestra a una docena de personas esperando su turno en el cajero automático para sacar dinero cuando Abdalá apareció en el mismo banco armado exigiendo parte de su depósito.

Desde el colapso económico que comenzó en el Líbano a finales de 2019, los bancos del país comenzaron a imponer numerosas restricciones a la retirada de depósitos, las cuales han ido empeorando con el tiempo hasta el punto en el que ahora es casi imposible para los depositantes controlar su propio dinero.

Tras más de tres años de crisis económica, la moneda libanesa ha perdido más del 90 % de su valor y casi el 80 % de la población vive por debajo del umbral de la pobreza, mientras los precios de los productos básicos se mantienen permanentemente al alza.

Ante esta situación, aumentaron los casos en los que los ciudadanos entran por la fuerza en los bancos exigiendo la devolución de sus depósitos.

De hecho, el pasado mes de septiembre la Asociación de Bancos del Líbano cerró todos los bancos del país durante tres días tras los repetidos asaltos a sucursales por depositantes armados que exigían la devolución de sus ahorros bloqueados por la creciente crisis de liquidez que azota al país desde hace años.
 
 
 
CREDITOS A DIARIO LIBRE 

Publicar un comentario

0 Comentarios