lunes, 14 de marzo de 2022


 

A pesar de la guerra entre Rusia y Ucrania, a 9,000 kilómetros de distancia de Kiev, el ruso Alexander Karpetskiy da albergue a dos parejas de ucranios que han quedado en una especie de limbo a causa del conflicto bélico. 

Semashko Tetiana y Olexander Bobrov, son esposos ucranianos que vinieron a pasar unas vacaciones en el país a principios de año. Pero se han quedado en República Dominicana luego de que se venciera su estadía en el apartamento que habían rentado en Bávaro. Dadas las circunstancias salieron a buscar albergue, así cayeron en un apartamento que les ha prestado una pareja de ciudadanos rusos.

El 24 de febrero, día en que Rusia invadió Ucrania, entregaron el apartamento ubicado en la zona de Bávaro.

La pareja, médicos de profesión, revelan que los nacionales rusos les alojan de manera gratuita, que los han acogido, por lo que están muy agradecidos. “Allí estamos nosotros unos días hasta decidir qué hacer, a cuál país de Europa ir, ya que los ucranianos están saliendo para diferentes países de Europa y los cielos de Ucrania están cerrados”, cuenta Olexander Bobrov. 

Querían regresar a su tierra desde la semana antes de estallar la guerra, porque su padre había fallecido, pero no lograron encontrar vuelo. 

Tras la muerte del padre de Bobrov se encontraban muy afectados por no haber podido despedirse, pero su estado de ánimo empeoró cuando su país entró en guerra. Cuenta que la situación ha sido muy dolorosa para él porque su madre es una señora mayor y está sola. Vive en el centro de la ciudad en Kiev, capital de Ucrania

Durante estos días, muchos han sido los pensamientos que han venido a su cabeza en torno a la situación que vive su país. “En un principio pensamos irnos en los vuelos humanitarios, pero no queremos ir a Polonia, porque deseamos ir directamente a nuestro país a ayudar en lo que podamos. Además, deseamos estar con nuestros familiares”, dijo el galeno. La esposa de Brobrov, Semashko Tetiana, se encuentra confundida con su situación. Quiere ir a un lugar donde puedan ser más útiles.

 

DIARIO LIBRE