miércoles, 2 de marzo de 2022


 

El Poder Ejecutivo propone establecer mecanismos de ajuste y tope de precios de los combustibles a través del proyecto de ley de Hidrocarburos y, además, plantea modificar la fórmula para determinar el Precio de Paridad de Importación (PPI).

De acuerdo a la iniciativa, presentada el pasado 28 de febrero al Senado con la nueva metodología de fijación de precios de los combustibles que se establecería, elementos de costos basados en criterios de eficiencia y mejores prácticas, podrían mitigar el impacto de las alzas de los precios de los derivados del petróleo en el mercado internacional.

Según el artículo 15 de esa pieza, la fijación de los precios de los carburantes contará con un “Mecanismo de Ajuste de Precios” para evitar que la alta volatilidad de los precios del petróleo crudo y sus derivados se traslade a los consumidores.

 

DIARIO LIBRE