martes, 22 de marzo de 2022


 

Antes de iniciar la actividad y previo al discurso que ofreció se le vio con la parsimonia de siempre. Serena y con la gallardía acostumbrada. Pocos se habrían imaginado que la actividad celebrada en el Museo Infantil Trampolín sería la última aparición pública de doña Rosa. La exprimera dama Rosa Gómez de Mejía sufrió un infarto que le quitó la vida tras participar en una actividad en este lugar que ella fundó para los niños dominicanos, mientras su esposo Hipólito Mejía era presidente, y la actual primera dama Raquel Arbaje junto con los actuales funcionarios del museo ubicado en la zona colonial.

De acuerdo a lo informado, tras pronunciar el discurso se sintió mal y fue auxiliada por los que estaban cerca de ella, incluyendo a su esposo el expresidente Hipólito Mejía. En un primer momento la concurrencia pensó que se trataba de un "bajón de azúcar". De inmediato la llevaron a la clínica Abreu, donde falleció.

Uno de los médicos que la atendió fue el doctor José Joaquín Puello, quien explicó que intentaron reanimarla y en un primer momento el corazón reaccionó, pero volvió a fallar porque había sufrido un gran daño.

Nacida en 1940 en la comunidad de Gurabo, provincia de Santiago, Rosa Altagracia Eulogia Gómez Arias de Mejía, primera dama durante el periodo presidencial de 2000-2004, realizó estudios en Educación enfocados a la Orientación Estudiantil en la Universidad Autónoma de Santo Domingo (UASD) y dedicó parte de su vida al voluntariado social.

Se casó con el expresidente Rafael Hipólito Mejía Domínguez el 4 de julio de 1964, tenía 24 años, y con él procreó cuatro hijos: Ramón, Felipe, Carolina y Lissa.

 

DIARIO LIBRE