martes, 28 de diciembre de 2021


 

A pesar de que el Defensor del Pueblo emplazó en octubre al Instituto Nacional de Tránsito Terrestre (Intrant) para que se abstuviera de solicitar el registro de motocicletas, cuya información ya está contenida en la DGII, el organismo de transporte ejecuta su resolución causando inconvenientes a los ciudadanos.

El tema del registro volvió al tapete con la denuncia de un motoconchista a quien le fue retenido ayer lunes su motor con el que se gana el sustento de sus tres hijos.

Luis Brazobán tiene hoy dos días sin trabajar y clamó que solo quiere que se le  permita pagar la multa y retirar la motocicleta.

Los agentes de la Dirección General de Seguridad de Tránsito Terrestre (Digesett) detuvieron a Brazoban en la avenida 27 de Febrero, entre Carmen María de Cornielle y Núñez de Cáceres, porque no había hecho el registro del motor, el cual, según le informaron, hay que hacerlo a partir del 7 de enero.

Afirmó que cuando fue a pagar la multa en la oficina del Instituto Nacional de Tránsito Terrestre (Intrant), que está en el Estadio Quisqueya, se le informó que trabajarán a partir del 7 de enero, fecha en la podrá buscar su vehículo.