martes, 23 de noviembre de 2021

 


Decenas de venezolanos que trabajan en entregas a domicilios denunciaron este lunes la dificultad que tienen para realizar sus labores, puesto que las autoridades les despojan de sus medios de transporte y trabajo por no tener el documento de registro de motocicletas, a pesar de que se encuentran realizando el proceso que regulariza a los ciudadanos de ese país en condición irregular.
Indicaron que agentes de la Dirección General de Seguridad de Tránsito y Transporte Terrestre (Digesett) les quitan sus motocicletas pese a que les explican que se encuentran en el proceso de normalización para posteriormente optar por su registro como ha dispuesto el Instituto Nacional de Tránsito y Transporte Terrestre (Intrant). Afirman que todavía el sistema de registro no esta habilitado para los extranjeros.

“No entendemos cómo es el procedimiento. Parece como si fuera una cacería porque ellos nos ven, nos quitan las motos, no nos levantan ningún tipo de multa, se llevan la motocicleta sin ningún tipo de registro y después hay que pagar en efectivo donde se retira la moto”, sostuvo uno de los afectados a Diario Libre.

Otro de los afectados manifestó que no realizan la denuncia para “armar inconvenientes”, sino para apelar a la comprensión de las autoridades, al tiempo que indicó que ninguno de los afectados desea estar ilegal en el país.

 

CREDITOS A DIARIO LIBRE