sábado, 9 de octubre de 2021


 

El aumento del trabajo remoto durante el último año y medio ha creado nuevas oportunidades para los piratas informáticos, a los que ahora les basta con infiltrarse en una red doméstica para acceder a información empresarial valiosa que otrora se encontraba protegida.

Datos a los que hace un año y medio sólo se podía acceder de forma ilegítima burlando los sistemas de ciberseguridad de una compañía, están a día de hoy mucho más expuestos en las casas de los empleados, explicó en una entrevista con Efe este jueves el vicepresidente de Tenable para América Latina, Francisco Ramírez.

Tenable, una firma de ciberseguridad con sede en Columbia (Maryland, EE.UU.) conocida por su software de escáner de vulnerabilidades Nessus, publicó un informe elaborado a partir de 1.300 encuestas a empresas y Gobiernos de todo el mundo que halló que más de la mitad de empleados acceden a datos de clientes desde sus dispositivos personales.

 

CREDITOS A DIARIO LIBRE