miércoles, 8 de septiembre de 2021


 

La vicepresidenta de la República, Raquel Peña, afirmó que el sector industrial dominicano requiere de una alianza con el sector público y educativo para poder acelerar su crecimiento y destinar mayores recursos en investigación.

Peña, quien destacó el aporte del sector industrial a la recuperación económica del país pospandemia, sostuvo que las industrias deben agregar valor a sus productos y que esto solo se obtiene mediante la investigación.

Planteó que los estudios que se realicen deben estar dirigidos a las necesidades reales del sector industrial para que los resultados que arrojen puedan aportar a cada una de las industrias.

“Los industriales y el gobierno tenemos que invertir más en investigación, de lo contrario no vamos a lograr un crecimiento porque el desarrollo (industrial) no se va a dar tan rápido como lo ameritan los tiempos”, manifestó.

La funcionaria, al hablar durante el evento “Todos somos industria”, organizado por la Asociación de Industrias de la República Dominicana (AIRD), señaló que la alianza también debe incluir al Ministerio de Educación Superior, Ciencia y Tecnología (Mescyt), para acceder a los fondos que incentivan y propician la innovación y el desarrollo científico.

“Para nuestra nación este eje productivo es crítico y clave. Sabemos que sin productividad no hay desarrollo. Para dimensionar el alcance de este sector, los productos industriales dominicanos llegan a más de 150 mercados internacionales, ejemplo de que el producto hecho en el país está siendo ampliamente demandado en todo el mundo”, destacó.

El sector manufacturero dominicano genera más de 435,000 empleos directos e indirectos y es la segunda actividad económica con mayor generación de empleos en el país. Particularmente, la industria local genera más de 138,000 empleos formales, resaltó la vicepresidenta.

En el país alrededor del 70 % de la población laboral presenta desajustes educativos, según el reciente Boletín de Competitividad Sectorial (BCS) 2021, elaborado por el Ministerio de Economía, Planificación y Desarrollo (Mepyd).

Citó los datos del Banco Central, que indican que el sector de la manufactura local en el primer semestre del 2021 experimentó una expansión interanual de un 14.3 %, convirtiéndolo en la tercera actividad de mayor crecimiento de toda la economía nacional.

En tanto, el presidente de la AIRD, Celso Juan Marranzini, aseguró que no existe la posibilidad de que un país sobreviva sin un aparato industrial fuerte, que garantice el suministro de bienes y oportunidades de empleos a sus ciudadanos, bienestar para la sociedad y los ingresos necesarios para el Estado.

“Hemos corrido y lo hemos hecho bien, pero debemos estar conscientes de que la carrera por la competitividad, por el convertirnos en potencia industrial de la región no es una carrera de corto alcance, sino un maratón que se gana y ganará en el día a día, pero con la mirada en el largo plazo, en el garantizar la competitividad de las industrias”, añadió.

Marranzini dijo que el sector debe continuar superando obstáculos y evitar el surgimiento de nuevos, seguir dotando a las industrias de un marco jurídico e impositivo que garantice nuevas inversiones, facilitando las exportaciones y los encadenamientos con otros sectores productivos, promoviendo las compras gubernamentales de lo hecho en el país, combatiendo los ilícitos, la competencia desleal, la evasión y la corrupción.

Asimismo, el ministro de Industria, Comercio y Mipymes, Víctor –Ito- Bisonó, valoró el aporte al fisco que hace el sector de la manufactura, resaltando que el 24 % del total de las recaudaciones del país en el primer semestre del 2021, equivalente a RD$72,665 millones provino de éstas.

Refirió que entre enero y junio de este año el sector manufacturero local logró aumentar sus ventas en un 34 % con relación al 2020 y un 25 % respecto al mismo período del 2019 (antes de la pandemia).

 
 
CREDITOS A DIARIO LIBRE