viernes, 17 de septiembre de 2021


 

En una sala con capacidad para 10 personas es conocida la medida de coerción contra 23 imputados en la supuesta red de narcotráfico y lavado de activos desmantelada mediante la Operación Falcón.

Debido a la falta de espacio en el Primer Tribunal Colegiado del distrito judicial de Santiago, utilizado como Oficina de los Servicios Judiciales de Atención Permanente, la audiencia fue detenida por más de una hora para crear las condiciones.

Wilfredo Almánzar, director operativo de la Procuraduría de la Corte de Apelación de Santiago, sostuvo que el Poder Judicial ofrecerá las condiciones de lugar, para garantizar que el proceso continúe sin contratiempos.

“Se buscará el espacio y se adecuará de acuerdo a las necesidades”, declaró el funcionario judicial.

 

CREDITOS A DIARIO LIBRE