miércoles, 29 de septiembre de 2021


 

Ahora que está de vacaciones, lo que más anhela Marileidy Paulino es un viaje a la playa. El agua es un gran relajante.

En medio de su descanso, la doble medallista de plata olímpica de los 400 metros, tiene claros sus objetivos en el evento que la ha llevado a ser una de las mejores del mundo.

Paulino, que ya se igualó con Félix Sánchez en cuanto a ganar dos medallas olímpicas (las del vallista son de oro), quiere apropiarse de otra hazaña más para igualarse con Sánchez, al igual que con Luguelin Santos. La idea es ser medallista olímpica y mundial.

Con su fe como estandarte, la velocista dice que el hecho no es ser “campeona”, sino “dar un buen resultado y que Dios me premie como una campeona si Él lo considera”.

La atleta visitó este martes la redacción de Diario Libre, acompañada de Manuel Luna, director ejecutivo del programa Creando Sueños Olímpicos, al que pertenece Paulino.

Marileidy tendrá la oportunidad de sumarse el metal de los Mundiales de Atletismo, en los 400 metros, cuando compita en la sede de Eugene, Oregon, Estados Unidos, del 15 al 24 de julio.

Sánchez fue medallista de oro en los Mundiales de París en 2003 y oro en los Juegos Olímpicos de Atenas 2004. Santos fue plata en los Juegos de Londres 2012 y bronce en los Mundiales de 2013. Es la ruta que persigue Paulino.

“Yo trataré de dar lo mejor de mí en cada entrenamiento y que se haga la voluntad de Dios siempre en todo momento”, señala.

Para completar esa hazaña, Paulino deberá superar a rivales que ya enfrentó en Tokio y otras que por alguna razón no clasificaron a las Olimpíadas, aunque “en gran parte -esas atletas- no pasan (por mi cabeza) porque cada quien tiene su talento y tiene su manera de desarrollarse. Creo que cada atleta siempre va a dar lo mejor en cualquier campeonato”.

 

CREDITOS A DIARIO LIBRE