miércoles, 1 de septiembre de 2021


 

El doctor Pablo Mateo en aras de seguir apoyando y trabajando en beneficio de los pacientes afectados por la próstata, presentó la última tecnología Rezum; un nuevo tratamiento benigno ambulatorio para tratarla. Este es un generador de radiofrecuencia, con energía térmica en forma de vapor de agua.

Al dar a conocer las bondades del tratamiento, Mateo señaló que el paciente se va a su casa en una o dos horas, luego de aplicarlo y así mismo destaca que el único centro certificado para aplicarlo, es el de Urología Láser avanzada Dr. Pablo Mateo, siendo pionero en República Dominicana.

“El crecimiento de la próstata, o hiperplasia prostática benigna (HPB), es lo que generalmente produce síntomas urinarios que afectan entre un 40-45% de los hombres a los 50 años de edad, ese porcentaje de hombres aumenta a un 80% a la edad de 70-75 años, lo que quiere decir que en algún momento de la vida, más del 95% de los hombres tendrá una afección (crecimiento) de la próstata, lo que de una u otra forma afectará la calidad de vida del hombre”, puntualizó el doctor Mateo.

En este sentido dijo que en el momento que la próstata afecta la calidad de vida del hombre, se debe iniciar el tratamiento con medicamentos y agrega: “O debemos realizar cirugía, ya sea abierta, o endoscópica con energía bipolar, monopolar, o con láser. Pero ya tenemos a disposición una técnica innovadora con pocos efectos adversos, con pocos riesgos, y es el tratamiento con Rezum (vapor de agua)”.

Renzum es una técnica que consiste en un generador de radiofrecuencia que por medio de una aguja que se aplica en la próstata a través de la uretra, inyecta energía térmica en forma de vapor de agua a 72 grados centígrados de temperatura. El número de aplicaciones dependerá del tamaño de la próstata, y es un tratamiento donde cada aplicación dura apenas 9 segundos, pudiéndo realizar un procedimiento en solo 10-15 minutos.

Esta técnica aprobada hace unos años por la FDA (Food and Drug Administration de USA), y por la EMA (Agencia Europea de Medicamentos), tiene varias ventajas. El procedimiento se realiza con sedación, no requiere anestesia general, ni raquídea. Es un procedimiento rápido, dura unos 10-15 minutos, y en 2-3 horas el paciente es dado de alta. No afecta la eyaculación, mejora significativamente las molestias al orinar y aumenta la fuerza del chorro de orina, a las pocas semanas ya el paciente no necesita tomar medicamentos para la próstata.

En qué pacientes está indicado este tratamiento

Hombres con síntomas como chorro de orina débil, retraso al iniciar la micción, levantarse varias noches para orinar, goteo al terminar de orinar, pacientes que estén tomando medicamentos para la próstata y por los efectos secundarios no desee tomarlo, paciente que deseen evitar la cirugía, y pacientes que no toleran los medicamentos para la próstata, como pueden observar es un tratamiento que viene a sustituir el uso prolongado de medicamentos, y también otras técnicas quirúrgicas, que aunque seguirán usándose pero con menos frecuencia. Es importante mencionar que para la aplicación de esta tecnología, el urólogo, debe estar certificado (haber aprobado los exámenes teóricos y prácticos), avalado por Boston Scientific, con su oficina central mundial en Marlborough, Massachusetts. También agradecer a la empresa Antilles Medical.

 

CREDITOS A DIARIO LIBRE