viernes, 17 de septiembre de 2021


 

El Consejo de Defensa del exprocurador Jean Alain Rodríguez aseguró que el Ministerio Público quiere vincular a su representado en la Operación Falcón, denominación que se le dio al desmantelamiento de una supuesta red de lavado de activos producto del narcotráfico.

“Desmentimos la información que ha sido suministrada por parte del Ministerio Público de que nuestro representado conociera de forma alguna a cualquiera de los implicados en el caso Falcón”, indicó en un comunicado enviado a los medios de comunicación.

El Consejo afirmó que se quiere “condicionar” la percepción de la población e “influenciar” a la justicia a través de los medios de comunicación con lo que llamaron un “espectáculo mediático”, al que se tiene a la población acostumbrada, disfrazada del estribillo de ‘justicia independiente’”.

Sobre la implicada en el caso Falcón Ana Margarita Collado, el Consejo indicó que esta “nunca trabajó, ni tuvo vínculos directos con el despacho de la Procuraduría General de la República. Tampoco se desempeñó en posiciones de confianza o relevancia, como han alegado”.

Precisó que Collado formaba parte de los casi 9,000 empleados de la institución y la mayor parte de sus casi dos años de labores, la realizó como asistente en la Secretaría General y luego en servicios al usuario en la Dirección de Violencia de Género, dirigida por la magistrada Ana Andrea Villa Camacho, quien fue su supervisora directa.

“La investigada fue trasladada a la Unidad de Violencia de Género de Santiago, donde permaneció hasta presentar su renuncia a finales del 2019, información que puede ser corroborada en el portal de Transparencia de la Procuraduría General”, agregaron los abogados en el comunicado.

La defensa del exprocurador dijo que Collado tenía una hoja de vida profesional, acompañada de una recomendación de una de las principales y más prestigiosas industrias del país con sede en Santiago, donde laboraba previo a su ingreso en la Procuraduría. “Al ser evaluada, no poseía antecedentes o vinculación delictiva conocida, estado de inocencia que aún preserva, hasta que se compruebe lo contrario en un juicio oral, público y contradictorio”, explicaron.

Denunció que “llama poderosamente” la atención que se filtraran fotografías incautadas durante los allanamientos realizados al exprocurador, en especial una durante un encuentro comunitario sostenido en la residencia de la familia Musa en Puerto Plata, en la que figura un pariente del imputado de la Operación Falcón, “atribuyendo que dicha persona es un implicado, siendo esa información falsa’.

“Sorprende que dichas fotografías, que solo estaban en manos del Ministerio Público, hayan sido filtradas, siendo esto una violación de la ley. Fotografías que el Ministerio Público incautó como evidencia de prueba para otro caso, que nada tiene que ver con el actual”, dijo.

También expresó su preocupación respecto a que, “al igual que ha sucedido en otras persecuciones penales, se filtren a medios de comunicación o se revelen datos reservados a las partes, grave violación a la ley que conlleva sanción disciplinaria, pero que se ha convertido en costumbre por parte de aquellos llamados a ejercer la justicia”. Al respecto, la defensa de Rodríguez hizo “formal reserva, en representación de su apoderado, de derivar cuales fueren las consecuencias legales que prevé el ordenamiento jurídico”.

Indicó que, contrario a lo que se ha querido demostrar, “las diligencias internacionales, la labor de la DNCD (Dirección Nacional de Control de Drogas) y el Ministerio Público asignado al tema, indican que dichas investigaciones se habían iniciado previamente, pues requieren meses de trabajo”, sumaron los destacados juristas.

Acompañaron su comunicado con copia de la nómina de la Procuraduría certificada al 05 de febrero del 2020.

 

CREDITOS A DIARIO LIBRE