jueves, 5 de agosto de 2021


 

Una camioneta que llevaba a unos 25 migrantes a bordo se estrelló el miércoles en una autopista remota del sur de Texas, causando la muerte de 11 personas, incluido el conductor, y dejando heridas a más una docena, informaron las autoridades.

El accidente ocurrió poco después de las 4 de la tarde en la autopista 281 de Encino, Texas, a unos 80 kilómetros (50 millas) al norte de McAllen. Urbino Martinez, el jefe policial del condado Brooks, dijo que la camioneta, diseñada para 15 pasajeros, circulaba a gran velocidad y estaba sobrecargada cuando se volcó luego de que el conductor perdió el control en una curva. La camioneta no estaba siendo perseguida, señaló Martinez.

Martinez dijo que cree que todos los pasajeros eran migrantes. El sargento Nathan Brandley del Departamento de Seguridad Pública de Texas cifró en 11 el número de muertos con más de una docena de personas heridas.

De momento no se habían dado a conocer las identidades de las víctimas, y tampoco había información disponible sobre la camioneta, como dónde estaba registrada o quién era el propietario.

Un aumento en el número de migrantes que cruzan la frontera sur de Estados Unidos de manera ilegal ha producido un alza en los accidentes que involucran vehículos repletos de migrantes, quienes pagan grandes sumas de dinero para ser introducidos al país. El periódico Dallas Morning News ha reportado que el reclutamiento de conductores jóvenes para los viajes de contrabando, sumado a un exceso de velocidad y a la conducción imprudente de esos jóvenes, ha provocado accidentes terribles.

Victor M. Manjarrez Jr., director del Centro de Derecho y Conducta Humana de la Universidad de Texas, campus El Paso, comentó al periódico que las organizaciones criminales reclutan a los conductores de Austin, Dallas y Houston. Otros son del área de El Paso, mientras que algunos más vienen de zonas de Latinoamérica plagadas de corrupción policial.

“Les dicen: ‘Si te atrapan, te va a ir mal’”, comentó.

Los eligen de entre un grupo de migrantes que buscan un paso seguro a través de la frontera a cambio de un descuento en su cuota de contrabando, señaló Manjarrez, y añadió que les dicen que sigan un vehículo de exploración.

“No está mal para unas cuantas horas de trabajo”, dijo Manjarrez.

Uno de los accidentes más mortíferos ocurrió el 3 de marzo, cuando 13 personas fallecieron luego de que una camión de carga se estrelló contra una camioneta en la que viajaban 25 migrantes en California.

El 17 de marzo, ocho migrantes fallecieron cuando la camioneta en la que iban chocó contra otro vehículo mientras era perseguida por la policía. El conductor enfrenta una posible cadena perpetua luego de que se declaró culpable de varios cargos federales el 24 de mayo. No se ha fijado una fecha para su audiencia de sentencia.

 

 

 

 

CREDITOS A DIARIO LIBRE