jueves, 15 de julio de 2021


 

El precio del petróleo intermedio de Texas (WTI) abrió este jueves con una bajada del 2.22 %, hasta los 71.51 dólares, tras conocerse un aumento de las reservas de gasolina en Estados Unidos y ante la expectativa de que la Organización de Países Exportadores de Petróleo y sus socios (OPEP+) pacte finalmente un aumento del suministro.

A las 9:05 hora local en la Bolsa Mercantil de Nueva York (Nymex), los contratos futuros del WTI para entrega en agosto perdían 1.62 dólares con respecto al cierre anterior.

Los precios del crudo de referencia en Estados Unidos seguían así con la tendencia con la que habían terminado este miércoles, cuando acabaron con un retroceso del 2.82 %.

La caída se produjo en medio de preocupaciones por el ritmo de recuperación de la demanda de combustible, sobre todo ante el avance de la variante delta de COVID-19 en muchos países, y tras conocerse un inesperado aumento de las reservas de gasolina y gasóleo en Estados Unidos.

Los precios también se están viendo afectados por la previsión de que los grandes productores petroleros superen sus desacuerdos y cierren un acuerdo sobre sus niveles de suministro para la segunda mitad del año.

Emiratos Árabes Unidos (EUA), cuya postura se había convertido en el principal escollo de las negociaciones, desmintió ayer las informaciones de que había cerrado ya un acuerdo con Arabia Saudí, pero reconoció que las conversaciones continúan y son “constructivas”.

Así, la expectativa de los mercados es que la alianza OPEP+ pacte finalmente un aumento del suministro, que ha mantenido en niveles bajos en respuesta a la caída de la demanda durante la pandemia.

Los precios han subido de forma importante en los últimos meses a medida que se ha producido la reapertura económica y la expectativa es que la demanda siga aumentando, por lo que los precios podrían dispararse si los productores no abren el grifo.

La OPEP dijo hoy que espera que el consumo mundial de crudo aumente un 4.8 % en la segunda mitad de este año y que siga subiendo en 2022, con un aumento interanual del 3.4 %, hasta superar los 100 millones de barriles diarios (mbd).

 

 

 

CREDITOS A DIARIO LIBRE