lunes, 1 de marzo de 2021


 

El coronavirus no solo obligó a cambiar en el último año todas las formas de atención médica, sino que dejó en evidencia las debilidades del sistema sanitario dominicano. También, golpeó con fuerza a uno de los sectores que más dinero aporta a la economía local: el turismo.

Además, los efectos de la pandemia del COVID-19 fueron marcados en el plano educativo, en el que las brechas digital y educativa se hicieron más evidentes, en consonancia con las desigualdades sociales existentes.

Al menos el cierre parcial de todos los tribunales del país aceleró la transformación tecnológica de la justicia, permitiendo continuar con el conocimiento de los procesos de manera virtual.

“El Gobierno ha desplegado en los diferentes ámbitos económicos una intensa agenda que nos permite afirmar que en el año 2021 el crecimiento económico será notorio e impactará positivamente en todos los sectores de la sociedad”, aseguró el pasado sábado el presidente Luis Abinader.

Él rendía cuentas de sus primeros seis meses de gestión; Diario Libre lo amplía al primer año de la pandemia.