miércoles, 6 de enero de 2021


 

El vertedero de Duquesa volvió a causar pestilencia debido a que se retomó la vieja práctica de depositar residuos sólidos al aire libre en varios puntos sin el tratamiento de cubrirlas con caliche como ocurría después del incendio del pasado 28 de abril.

En cuatro “tiros” o lugares de depósito que estaban cubiertos de arcilla, volvieron a tener montañas de basura de donde se supone salen los malos olores que afectan a residentes en áreas lejanas al botadero.

Residentes en Arroyo Hondo, Perantuén, Los Casabes, Residencial Juan Bosch, Los Ríos, Jacagua, Puerta de Hierro, Residencial Juan Rafael y otros denunciaron que el mal olor les llega hasta sus casas, sobre todo en horas de la madrugada.