lunes, 11 de enero de 2021


 

La canciller alemana, Angela Merkel, ve 'problemático' el cierre de las cuentas en redes sociales del presidente saliente estadounidense, Donald Trump, por responder a la decisión de los administradores de estas plataformas, aunque reconoce la obligación de intervenir ante determinados contenidos.

En una rueda de prensa ordinaria, el portavoz del Ejecutivo, Steffen Seibert, afirmó que 'el cierre total de la cuenta de un presidente elegido en base a la decisión de direcciones corporativas es problemático', al referirse a la suspensión de los perfiles de Trump en varias redes sociales tras el violento asalto al Capitolio el pasado miércoles por una turba de sus seguidores.

Señaló que la libre opinión es 'un derecho fundamental de importancia esencial' en el que se puede intervenir, pero sólo dentro del marco definido por los órganos legisladores, 'no por decisión de la dirección corporativa de plataformas en las redes sociales', precisó.