miércoles, 30 de diciembre de 2020


 

La Unión Europea avanzaba el martes para sellar un importante acuerdo de inversión con China, a pesar de las advertencias de los eurolegisladores sobre el historial de Pekín en materia de derechos civiles y laborales.

Después de siete años de difíciles negociaciones, se espera que los líderes de la UE y China finalmente lleguen el miércoles a un acuerdo de principio sobre el pacto, que Bruselas espera que abra lucrativas oportunidades comerciales.

Europa había presionado durante mucho tiempo por un mayor acceso de sus empresas a los enormes mercados chinos, pero las carencias de Pekín en materia de derechos laborales se habían transformado en un importante obstáculo para un acuerdo.