viernes, 20 de noviembre de 2020


 

Pasajeros del municipio Los Alcarrizos que usan las guaguas del transporte público se ven precisados a montarse en unidades llenas y pagando un sobreprecio en el pasaje en horas de la noche, antes de que llegue la hora del toque de queda.

La mayoría de los choferes de autobuses que operan en esas rutas se aprovechan del temor y la desesperación de los pasajeros de quedarse varados, llenan sus unidades hasta con personas en las puertas y continúan cobrando el pasaje a RD$50.00, cuando lo que se acordó fue RD$35.00, debido a que iban a transportar menos personas para evitar el contagio del COVID-19.

 

CREDITOS A DIARIO LIBRE