viernes, 16 de octubre de 2020


 

Un mayor de la Policía Nacional fue suspendido por matar de un disparo a un perro “sin justificación” cuando transitaba por la avenida Presidente Henríquez, de San Pedro de Macorís, a bordo de un vehículo el pasado martes 13 de este mes.

Una comunicación de prensa de la Policía dice en su informe preliminar que la dueña del canino señaló que varias personas que se encontraban en un parque, próximo al lugar del hecho, identificaron al oficial Ramón Berroa como el responsable de la herida que le provocó la muerte al animal de manera instantánea, supuestamente por el solo hecho de haberle ladrado.

La institución del orden señala que instruyó a la Dirección de Asuntos Internos a realizar una investigación y hacer un informe a la mayor brevedad.