viernes, 25 de septiembre de 2020

 


El presidente brasileño, Jair Bolsonaro, está "estable" y "sin dolor" tras ser sometido este viernes a una operación de extracción de un cálculo en la vejiga en un hospital de Sao Paulo, informó el gobierno.

"El procedimiento fue realizado sin complicaciones, con una duración de 1 hora y 30 minutos y el cálculo fue retirado totalmente", indicó el equipo médico en una nota divulgada por la presidencia.

El mandatario, de 65 años, está "estable clínicamente, sin fiebre y sin dolor", precisó la nota.

Se trató de la quinta intervención quirúrgica del mandatario ultraderechista en los últimos dos años. Las otras cuatro estuvieron relacionadas con la puñalada en el abdomen que le fue asestada durante un mitin electoral en septiembre de 2018.

Bolsonaro ingresó la mañana de este viernes al Hospital Israelita Albert Einstein de Sao Paulo, donde fue sometido a un "procedimiento quirúrgico mínimamente invasivo, para la extracción de un cálculo en la vejiga", explicó previamente el centro médico.

El procedimiento, denominado cistolitotripsia endoscópica, se realiza bajo anestesia general y consiste en la fragmentación, mediante tecnología de láser, de una piedra localizada en el aparato urinario, para su extracción por la uretra.

Se trata de una operación considerada sencilla y, según medios brasileños, el mandatario podría retomar sus actividades la próxima semana.

Bolsonaro ya había indicado a inicios de mes a un grupo de simpatizantes que debería pasar por el quirófano para la extracción de un cálculo "más grande que un frijol".