lunes, 13 de julio de 2020

En momentos en que el coronavirus está aumentado en otras partes de Estados Unidos, Nueva York se está presentando como un ejemplo de cómo contrarrestar la enfermedad aunque al mismo tiempo se está preparando para un posible repunte.
La experiencia de Nueva York en la primavera sirve ahora de mapa para otros estados que están siendo abrumados por la pandemia. Sirve también como lección para las mismas autoridades neoyorquinas ya que los expertos prevén una segunda ola de contagios en cualquier momento.
El gobernador Andrew Cuomo ha dado asesoramiento, ventiladores, máscaras, batas y medicamentos a otros estados afectados por un auge en las cifras de enfermos, hospitalizados o muertes. Algunos médicos de Nueva York están yendo a otras regiones para echar una mano, en respuesta a lo que hicieron profesionales de otras partes al venir a la región cuando se vio abrumada por la crisis.

CREDITOS A DIARIO LIBRE