lunes, 11 de mayo de 2020

La pandemia de coronavirus ha afectado a los traficantes de cocaína, según un informe de la Oficina de Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (ONUDD), conforme los confinamientos mundiales han provocado la paralización del transporte y han perjudicado un negocio que depende del comercio legal para “camuflar” sus actividades y de que las personas puedan distribuirles drogas a los consumidores.
“Las medidas implementadas por los gobiernos para contrarrestar la pandemia de COVID-19 han afectado todos los aspectos de los mercados ilegales de drogas, desde la producción y el tráfico hasta su consumo”, según el informe de la ONUDD.
Anticipando una desaceleración del comercio provocada por la pandemia de COVID-19, los narcotraficantes habían aumentado los envíos justo antes de la imposición de confinamientos, pero varias incautaciones acabaron con sus planes.