viernes, 7 de febrero de 2020

Las obras colaterales de la mega Planta Depuradora de Aguas Residuales Mirador Norte La Zurza están prácticamente terminadas, por lo que para el 17 de este mes está programado llevar a cabo las primeras pruebas, ya que el 28 sería inaugurada por el presidente Danilo Medina.
La inversión total de la obra es de US$120 millones, unos RD$7 mil millones, que de acuerdo al director de la Corporación del Acueducto y Alcantarillado de Santo Domingo (Caasd), Alejandro Montás es la mejor inversión en prevención de salud.
Ayer los ingenieros daban toques finales al puente sobre el río Isabela donde se coloca una tubería de 48 pulgadas de diámetros que servirá para conducir 27 millones de galones diario hacia la planta ubicada en la avenida Jacobo Majluta, en Santo Domingo Norte.
Montás sostuvo que esa planta es el proyecto más importante del Estado dominicano y del Plan Maestro del Alcantarillado de Santo Domingo y que contribuirá de manera determinante a la descontaminación de los ríos Isabela y Ozama.
Mediante recorrido ayer, el ingeniero Reynaldo Rivas, supervisor de obras de la institución estatal, precisa que ya están colocadas 10 tuberías del lado Sur y 12 del lado Norte del río Isabela, mientras trabajan para concluir un viaducto central a más tardar el próximo viernes.
Para este viernes, señala, tiene prevista la interconexión con las tuberías que van hacia la planta para hacer el vaciado del anclaje este fin de semana.
Listo para bombeo. Indica que desde el año pasado la planta depuradora está lista, lo mismo que el cárcamo, ubicado del lado Sur del Isabela, donde están las bombas que impulsarán las aguas hacia la planta.
“El cárcamo solo espera la interconexión de las tuberías para interceptar las aguas e iniciar el bombeo hacia la planta depuradora que está lista para procesarlas y devolverlas al río Isabela”, explica Rivas.
El puente. Ayer los técnicos pintaban la estructura del puente, que fue sometido a un proceso de reforzamiento, lo que tardó la entrega de la obra que estaba pautada para ser inaugurada a finales del año pasado.
Resalta que el puente servirá además como paso peatonal, motocicletas y ciclovía para que no utilicen el puente presidente Peynado que es un peligro para caminar.
El cárcamo. El arquitecto Montás señala que a la estación donde está el cárcamo llegarán las aguas residuales de 30 barrios de Santo Domingo con una población superior a los 450 mil habitantes, de donde serán impulsada hacia la planta depuradora que espera la llegada de los líquidos para comenzar a procesarlas.
Señala que en la estación hay seis bombas de 460 HP, para bombear 1.2 metros cúbicos de agua por segundo, unos 27 millones de galones diarios.
De igual modo, una subestación eléctrica, para el manejo de la electrificación de las bombas en caso de fallo en el sistema convencional.
Las seis bombas fueron instaladas en un cárcamo, dentro de un edificio imponente próximo a la Cañada del Diablo, que dentro de poco días será convertida en “Cañada de Dios”, según Alejandro Montás.
Destaca que todo el trabajo en la estación lo realizaron empresas dominicanas con personal de ingeniería y técnicos criollos.
La Cañada del Diablo, por donde descargan sus aguas residuales miles de familias y establecimientos comerciales, y por donde decenas de empresas lanzan sus residuos químicos, dentro de pocos será historia. La fuente ha sido convertida en un bulevar integrarlo como parte urbanística de la comunidad de la Zurza.