jueves, 6 de febrero de 2020

El gobierno finlandés, con predominio de mujeres, divulgó el miércoles un plan para que ambos progenitores tengan la misma licencia por nacimiento con goce de sueldo, en un esfuerzo para impulsar a los papás a pasar más tiempo con sus hijos.
La ministra de Asuntos Sociales, Anna-Kaisa Pekonen, dijo que la licencia paterna con sueldo completo se extenderá a casi siete meses, la misma que la materna.
“La reforma significará un gran cambio en las actitudes, ya que mejorará la igualdad entre los padres y facilitará la vida de las familias diversas”, dijo Pekonen en un comunicado.
Dado que no es obligatorio que ambos tomen la licencia al mismo tiempo, la familia puede mantener su nivel de ingresos durante 14 meses, comparado con 11.5 en la actualidad. Uno de los progenitores puede transferir hasta 69 días de su licencia al otro.
Además, las mujeres tendrían un mes de licencia paga antes de la fecha prevista del parto.
La reforma social es una medida central del nuevo gobierno de centroizquierda encabezado por la primera ministra Sanna Marin. A sus 34 años, es la jefa de gobierno más joven del mundo. Su coalición de cinco partidos tiene la igualdad de género como uno de los puntos principales de su programa. Doce de los 19 miembros del gabinete son mujeres, y todos los partidos de la coalición son liderados por mujeres, cuatro de ellas menores de 35 años.
Se estima que los cambios entrarán en vigencia el año próximo. El costo está calculado en 100 millones de euros (110 millones de dólares).
“La reforma beneficiará a toda clase de familias y garantizará licencias iguales cualquiera que sea la forma de la familia”, dijo Pekonen.