martes, 12 de marzo de 2019

Una persona pereció ahogada y otras 15 fueron rescatadas por unidades navales de la Armada Dominicana al zozobrar en las cercanías de la Isla Catalina, la embarcación en la que se dirigían clandestinamente a Puerto Rico.
Otros nueve individuos que también formaban parte del grupo de ilegales, salieron al nado y lograron escapar, incluyendo dos capitanes de la yola. Posteriormente fueron arrestados por oficiales de Inteligencia Naval M-2, de la Armada.
Un informe de la institución suministrado a este medio indica que la persona que falleció en el frustrado viaje ilegal, solo ha sido identificada como Carela, cuyo cadáver fue rescatado por una unidad naval de la Armada y sacado hasta la orilla de la zona de la Isla Catalina.
Los 15 detenidos que formaban parte del grupo, fueron trasladados al M2 en Santo Domingo donde están siendo interrogados, incluyendo los supuestos capitales de la yola identificados como Juan Pablo Medina y Medina y José Luis Montero Feliz.
De acuerdo al informe de la Armada Dominicana emitido vía su Departamento de Relaciones Publicas, Medina y Medina y Montero Feliz, dejaron abandonados a sus compañeros una vez la embarcación zozobró en las proximidades de la Isla Catalina.
Ambos fueron arrestados en el municipio de Barahona, horas después de haber ocurrido la tragedia y serán sometidos a la justicia por violación a la ley l37-03 que castiga el Trafico Ilícito de Personas. Los demás integrantes del grupo son interrogados en el M-2.
Asimismo, la Armada Dominicana informó que en la continuación de los operativos contra los viajes ilegales a Puerto Rico, anoche frustro la salida de otras dos yolas con indocumentados a dicha isla, en las zonas de Playa Bonita y Baoba del Piñal.
En menos de una semana, nueve viajes han sido frustrados por los agentes de Inteligencia de la Armada Dominicana, arrestando a más de 90 indocumentados, incluyendo varios extranjeros que han llegado al país con tarjetas de turistas.
La institución militar, bajo el mando del vicealmirante Emilio Recio Segura, se ha visto en la obligación de enviar una mayor cantidad de unidades navales, reforzar todos los recintos militares e incrementar en patrullaje en Miches, Sabana de la Mar, Higüey y otras zonas para contrarrestar la estampida de viajes ilegales a Puerto Rico.