viernes, 31 de agosto de 2018

NACIONAL
SANTO DOMINGO. Solo un acuerdo entre los principales líderes del Partido de la Liberación Dominicana (PLD) que involucre el apoyo de uno de ellos al sector contrario o a un tercero salvaría a esa organización de la división ante la lucha de poder que mantienen abiertamente los grupos de cara a la candidatura presidencial del 2020.

Así lo entiende el exvicepresidente de la República y miembro del Comité Político Rafael Alburquerque, quien destacó que “tanto Danilo Medina como Leonel Fernández están conscientes de que si el partido se divide, sin llegar a la división, si hay una confrontación muy ríspida en el partido probablemente entonces no retengamos el poder en el 2020”. Sostuvo que debe ser una verdadera unidad, no que por debajo se diga que no se va a mover un dedo para apoyar la candidatura.
“Si hay orden de arriba de las dos cabezas en el partido eso no va a pasar”, insistió.

Alburquerque afirmó que “al final tendrá que haber el acuerdo necesario para que el partido vaya unido como un solo hombre a las elecciones del 2020”. Se quejó de que hay críticas muy fuertes de los opositores a Fernández dentro del PLD, pero a ellos no se les ocurre pensar que es por órdenes del presidente Medina, porque ese no es su estilo.

Los precandidatos presidenciales Francisco Domínguez Brito, Reinaldo Pared Pérez, Carlos Amarante Baret y Andrés Navarro aspiran a ser el delfín del danilismo, el cual controla la mayoría de los organismos del PLD, en especial el Comité Político, el Comité Central.

Para ello han lanzado ataques y dado golpes políticos al presidente del PLD.
Amarante Baret ha tomado la bandera de la polarización contra Fernández, enfocado en atacarlo directamente al declarar que es un caudillo cuyo tiempo ya pasó políticamente.
Domínguez Brito también atacó al sector del presidente del PLD cuando propuso la destitución del exsecretario de organización, Félix Bautista, y del exsecretario de finanzas del partido, Víctor Díaz Rúa, ambos dirigentes que respaldan a Fernández.

Ese propuesta la hizo suya el secretario general y aspirante presidencial Reinaldo Pared Pérez, quien los suspendió a ambos y luego fue ratificada la medida en la Reunión del Comité Político del pasado 6 de agosto.

Navarro ha sido más sutil al afirmar: “Están dadas las condiciones para que las bases puedan ventilar nuevas opciones para que el PLD pueda plantearle nuevas ofertas electorales al país”.

Reinaldo se propone
Pared Pérez, planteó que el presidente de ese partido, Leonel Fernández Reyna y el presidente de la República, Danilo Medina Sánchez, como cabeza del liderazgo político de esa entidad, deben ponerse de acuerdo y presentarlo a él para encabezar la boleta electoral del PLD con miras a elecciones 2020.
“Esperemos, esperemos. Pero yo creo que los dos deben ponerse de acuerdo y escogerme a mi”, indicó Pared Pérez ante la pregunta de que si existía la posibilidad de que Fernández y Medina arriben a algún entendimiento y entre ambos sugieran al PLD llevar a un tercer líder de esa organización como candidato presidencial.

Pared Pérez expresó que, independientemente de los acontecimientos que se dan o se puedan dar a lo interno del PLD, el Proyecto Presidencial RP/20 continúa realizando recorridos por todo el país y reuniones puntuales en procura de que él sea el candidato presidencial peledeístas para el 2020.
Según Pared Pérez, su precandidatura ha concitado muchos sectores dentro y fuera del PLD. Aclaró que todas sus actividades son bajo techo, por lo que no viola la Constitución ni las leyes.
Pero Alburquerque enfatizó en que el PLD solo gana con el expresidente Leonel Fernández.
“La mejor garantía que puede tener el PLD de continuar en el poder es la candidatura del doctor Leonel Fernández”, indicó.

Aseguró que los aspirantes presidenciales actuales no pasan de un 2% en las simpatías, mientras que descartó que el presidente Medina se presente porque “los terceros períodos son nefastos”.
 
FUENTE: DIARIO LIBRE

0 comentarios:

Publicar un comentario