miércoles, 1 de agosto de 2018

NACIONAL
SAN FRANCISCO DE MACORÍS, Duarte. El jurista José Hoepelman consideró que la defensa de Marlon y Marlin Martínez, imputados por el asesinato de la adolescente embarazada Emely Peguero Polanco, busca dilatar el proceso judicial con la recusación realizada al auto de apertura a juicio.

“Esa es una táctica dilatoria”, expresó Hoepelman, quien es el abogado de la familia Peguero Polanco.

El jurista habló con reporteros de Diario Libre por teléfono.

El pasado lunes, Ingrid Hidalgo, representante legal de Marlon y su madre Marlin, dio a conocer que apeló la forma en que la jueza del Primer Tribunal de la Instrucción Penal del distrito judicial de aquí, Isolina Contreras, condujo la audiencia preliminar, porque, según apreciación, excedió sus atribuciones en este tipo de audiencias y tocó asuntos que son competencia del juez del fondo.

Ese recurso deberá conocerse antes del 29 de agosto, fecha que el Segundo Tribunal Colegiado fijó para iniciar el juicio de fondo contra madre e hijo.

El cuerpo en descomposición de Emely Peguero fue encontrado la noche del jueves 31 de agosto del 2017 en la comunidad La Guama, del municipio Cayetano Germosén, en la provincia Espaillat, luego de 9 días desaparecida. El cadáver estaba en un saco dentro de una maleta.

El crimen es atribuido a Marlon, quien era el novio de la joven, mientras que su madre Marlin figura como cómplice.
 
 
DIARIO LIBRE

0 comentarios:

Publicar un comentario